Supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Mis queridos “glamcooks”:

Disculpad que ayer no subiera la receta y que lo haga hoy pero con esto del puente, ayer estuvimos todo el día fuera y no conseguí hacerlo. En este mes de diciembre, quiero compartir con todos vosotros recetas que podáis utilizar de alguna manera en vuestras cenas o comidas de Navidad, ya sea porque podáis servirlas de aperitivo, de entrante, de plato principal o de postre. La de hoy es una de esas recetas sencillas pero con aires de gran restaurante: supremas de pollo con salsa de setas al Oporto. El nombre inspira, ¿no? Pues veréis que sencillas son y que ricas resultan. Pueden  servirse perfectamente como plato principal y la técnica para hacer las supremas os puede servir para que luego las acompañéis con la salsa que queráis. ¿Estáis preparados? Pues empezamos.

Supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Supremas o pechugas de pollo con salsa de setas al Oporto

By 7 diciembre, 2015

Vais a necesitar:

Ingredientes supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Ingredientes supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Ingredientes

Instrucciones

Lo primero que vamos a hacer es poner agua a hervir para hacer el caldo con las dos pastillas:

Calentamos el agua con las dos pastillas de caldo

Calentamos el agua con las dos pastillas de caldo

Idem

Idem

Mientras se hace el caldo, vamos a preparar las pechugas para que tengan forma de supremas. En realidad, las supremas es una manera de preparar las pechugas de pollo para que queden redonditas y que, al cortarlas, formen unos medallones mucho más vistosos que los trozos de pechuga sueltos. Para ello, lo que vamos a hacer es atar las pechugas enteras con cordel de cocina (que se compra en cualquier ferretería o en la zona de accesorios de cocina de las grandes superficies) para que al cocerlas no pierdan su forma. Atadlas bien por tres partes, para aseguraros de que cocidas queden igual. Mirad, así:

Atamos las pechugas para que no pierdan su forma al cocer

Atamos las pechugas para que no pierdan su forma al cocer

Idem

Idem

Una vez atadas las pechugas y hecho el caldo, metemos las pechugas en la olla con el caldo para que se cuezan. Las vamos a hervir entre 8 y 10 minutos sin son muy grandes, para que queden jugosas. Mirad, de las mías, la grande ha tardado 10 minutos en hacerse, pero las pequeñas se han hecho en 8 minutos y las he sacado antes del caldo:

Una vez deshechas las pastillas de caldo, añadimos las pechugas

Una vez deshechas las pastillas de caldo, añadimos las pechugas

Las dejamos cocer de 8 a 10 minutos si son muy grandes

Las dejamos cocer de 8 a 10 minutos si son muy grandes

Mientras se cuecen las pechugas, vamos a ir preparando la salsa. Para ello, ponemos un poco de aceite en una sartén, pesamos las setas, y cuando el aceite esté caliente las añadimos sin descongelar a la sartén:

Ponemos un poco de aceite en una sartén

Ponemos un poco de aceite en una sartén

Pesamos las setas

Pesamos las setas

Añadimos las setas al aceite caliente

Añadimos las setas al aceite caliente

Salpimentamos bien y dejamos que las setas reduzcan gran parte del líquido que sueltan, y más si son congeladas:

Salpimentamos bien

Salpimentamos bien

Dejamos que las setas reduzcan todo el líquido que sueltan

Dejamos que las setas reduzcan todo el líquido que sueltan

Una vez reducido el líquido, medimos el vino de Oporto y lo añadimos a  las setas. Dejamos que reduzca y que se evapore todo el alcohol:

Medimos el Oporto

Medimos el Oporto

Añadimos el Oporto a las setas

Añadimos el Oporto a las setas

Dejamos que reduzca y se evapore todo el alcohol

Dejamos que reduzca y se evapore todo el alcohol

A estas alturas, las pechugas ya deben estar cocidas. Las sacamos del caldo y les quitamos el cordel. Veréis que no han perdido la forma pero que de color están un poco pálidas (el color de pollo cocido). Para quitárselo, las vamos a pasar por una sartén con mantequilla, para que se doren bien por todos los lados. Dadles la vuelta y también doradlas por los costados. Mirad, así:

Sacamos las pechugas del caldo

Sacamos las pechugas del caldo

Quitamos el cordel a las pechugas

Quitamos el cordel a las pechugas

Idem

Idem

Las doramos bien por todos los lados en la mantequilla

Las doramos bien por todos los lados en la mantequilla

Idem

Idem

Y también por los laterales

Y también por los laterales

Una vez bien doradas, las sacamos de la sartén y las reservamos:

Sacamos las pechugas de la sartén

Sacamos las pechugas de la sartén

Y volvemos a la salsa. Cuando ya se haya reducido y evaporado el alcohol del Oporto, añadimos la nata a las setas y removemos bien. Salpimentamos (si queréis, podéis añadir un poco de cebolla en polvo también), y si veis que ha quedado la salsa un poco espesa, podéis añadirle nata, leche o leche evaporada:

Añadimos la nata espesa a las setas

Añadimos la nata espesa a las setas

DSCN0046

Rectificamos de sal y añadimos, si os gusta, un poco de cebolla en polvo

Rectificamos de sal y añadimos, si os gusta, un poco de cebolla en polvo

Si la salsa queda muy espesa, podemos añadir un poco de nata líquida,, leche o leche evaporada

Si la salsa queda muy espesa, podemos añadir un poco de nata líquida,, leche o leche evaporada

Cortamos ahora con cuidado las pechugas en medallones y las ponemos en una fuente de servir:

Las cortamos en rodajas

Las cortamos en rodajas

Idem

Idem

Idem

Idem

Ponéis las rodajas en una fuente

Ponéis las rodajas en una fuente

Si veis que alguno de los medallones de la parte más gordita de la pechuga está rosita o poco hecho, podéis pasarlos mínimamente por la sartén de la mantequilla. Ojo, muy poco, porque la pechuga de por sí es muy seca y la idea es que queden jugositas. Mirad, a mí me ha pasado con estos trocitos:

Si consideráis que algúntrozo está más rosita de la cuenta (poco hecho), podéis pasar ésos un poquito por la sartén

Si consideráis que algún trozo está más rosita de la cuenta (poco hecho), podéis pasar ésos un poquito por la sartén

Una vez todos en la fuente, añadimos la salsa por encima y lo acompañamos de arroz:

Añadís la salsa por encima

Añadís la salsa por encima

Ý lo acompañáis con arroz

Y lo acompañáis con arroz

Y..., ¡voilá! ¿Os gusta? Este tipo de supremas de pollo se pueden acompañar de salsa de curry o de lo que queráis. Es una manera de lo más pintona de servir y presentar unas simples pechugas de pollo, ¿no os parece?

Supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Supremas de pollo con salsa de setas al Oporto

Espero haberos inspirado con esta recetita que bien puede ser navideña. Yo con ella me despido hasta el domingo que viene, no sin antes desearos una semana tan deliciosa como esta receta. Yo hoy me marcho hoy a París, y espero poder sacar 5 minutos para visitar la Grand Epicerie de París, una especie de Disneyland gastronómico para mí donde pierdo la noción del tiempo y donde seguro me cargaré de inspiración para la receta de la semana que viene...

Os envío un beso muy, muy fuerte.

Cocotte.

Print
IdemSi consideráis que algún trozo está más rosita de la cuenta (poco hecho), podéis pasar ésos un poquito por la sarténPonéis las rodajas en una fuenteAñadís la salsa por encimaY lo acompañáis con arrozSupremas de pollo con salsa de setas al OportoSupremas de pollo con salsa de setas al OportoIngredientes supremas de pollo con salsa de setas al OportoCalentamos el agua con las dos pastillas de caldoIdemAtamos las pechugas para que no pierdan su forma al cocerIdemUna vez deshechas las pastillas de caldo, añadimos las pechugasPonemos un poco de aceite en una sarténPesamos las setasLas dejamos cocer de 8 a 10 minutos si son muy grandesAñadimos las setas al aceite calienteSalpimentamos bienMedimos el OportoDejamos que las setas reduzcan todo el líquido que sueltanSacamos las pechugas del caldo Añadimos el Oporto a las setasDejamos que reduzca y se evapore todo el alcoholPonemos mantequilla en una sarténAñadimos la nata espesa a las setasQuitamos el cordel a las pechugasIdemLas doramos bien por todos los lados en la mantequillaIdemY también por los lateralesSi la salsa queda muy espesa, podemos añadir un poco de nata líquida,, leche o leche evaporadaRectificamos de sal y añadimos, si os gusta, un poco de cebolla en polvoSacamos las pechugas de la sarténLas cortamos en rodajasIdem

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *